lunes, 21 de julio de 2008

Comentario de mi Viejo!

Por alguna razón mi viejo no pudo poner este comentario en el blog, pero me gustó mucho, al mismo tiempo que me pareció un gran detalle y la mejor de todas las ideas o comparativos.

Lo dejo acá:

From: Mario Luis Osorio Victoria
Date: 2008/7/19
Subject: Hola hijo
To: Luis Eduardo Osorio Náser


Creo que no se me dá lo del Bloff (¿Blogg?
Pues sí, en serio, el Blogger es como el pequeño diario de los adolescentes o el sillón del analista de los adultos. Me da gusto que evoques tus vivencias y no olvides a tus muertos, porque de esa manera están un poco menos muertos. Me da gusto que recuerdes los rasgos distintivos de tu Abuela, esa sonrisa... Me da gusto que te des la oportunidad de escribir esto y muchas otras cosas, algunas no tan ineteresantes ni conmovedoras, pero que me hacen sentir, que luego de 15 años ¡encontré el diario de mi adolescente!... o me colé en la sala del psicoanalista.

Continúa "robándole inspiración a la tristeza" y estira tu tiempo libre para aplicar la "sabia virtud de... perder el tiempo". Felicidades y gracias por "to be" (ser y estar, ¿no?)
pd. También me gusta platicar contigo.

jueves, 17 de julio de 2008

Van Halen tras 17 años

Van Halen
"Right Now"
1991
F.U.C.K.

Primeras notas en piano y no pude evitar transportarme a esos momentos, casi puedo asegurar que la primera vez que vi el video quedé impactado. Frases fuertes, acompañadas de una rreglo muscial impresionante empezaron a vibrar.
¿qué tanto ha cambiado en 17 años? ¿Right now is history? ¿hemos logrado algo?...


Recordando...

Por esas extrañas cosas del destino ayer platiqué mucho de ti, de lo que hiciste, lo que vivimos, los maravillosos veranos, los sandwiches, los viajes, las risas, el pulpo, el Keppe, Yakimeshi, hincarme en misa y todas esas cosas que ahora me parecen cada vez más maravillosas y que son parte fundamental de lo que soy ahora plenamente.
En fin, ayer te recordé y me di cuenta que no he dejado de extrañarte y es posible que ahora esté por fin procesando tu pérdida, la ausencia que, a pesar de haber empezado hace más de 10 años, se concretó hace poco más de un año. Lo más curioso, es que después de estar hablando de ti, hoy por la mañana vi una cápsula en la tele que me recordó y dolió mucho, ayer alguien habló de que la película que más la ha hecho llorar es The Notebook (¿recuerdas que la vi, pero no la vi? ¿que en el momento que supe de lo que se trataba decidí mandar la historia a la puritita mierda y concentrarme en detalles técnicos? ¿que Paola se sentía muy mal por haber escogido esa peli?).
Entiendo a mi madre, a mi también me encabrona todo lo que tuviste que pasar, que sufrir. Se que ahora lo debemos ver como un aprendizaje pero de todos modos "no se vale" (como diría mi madre), porque en ese proceso hubo mucha gente lastimada, mucho dolor, muchos cajones en los que fuimos guardando ese dolor y dejándolo o crecer o añejarse.
Ayer comenté lo mucho que te quise, que aún te quiero, lo mucho que me enseñaste, todo lo que me diste. Platicando tuve esos recuerdos que no hay forma de compartir, esos que tu dejaste de tener como 10 años antes de tu muerte física. Me acordé de tu risa, de tus comentarios que a veces parecían sarcasmo, de tu cabello blanco, de esa particular sonrisa con la que mandabas a la chingada a tanta gente, obvio sin decirlo, de una manera que hasta se quedaban contentos.
Fuiste una mujer atrapada en un tiempo que no te entendía, que no te correspondía, pero al final de cuenta fue tu tiempo e hiciste con él justo lo que quisiste. Hoy, a un año, un mes y tres días de tu muerte me acordé mucho de ti, te extrañé mucho, pero me acordé de lo bueno y te lo agradecí mucho más... nunca serán las palabras lo suficientemente ambiguas como para captar todo lo que TU sabes, Abuela, que te quiero, extraño y admiro.


María Magdalena Naser Naser et moi. En el lugar que de seguro la hizo feliz en sus últimos años de vida.

lunes, 14 de julio de 2008

Tantas preguntas

Fue en 2005, septiembre. Escribí en otro espacio que tenía pero que ya me da hueva la siguiente entrada... el pex es que siguen las cosas más o menos con la misma claridad, aunque yo ya las tomo mucho más a la ligera.

¿Alguna vez se han sentido completamente fuera de lugar? ¿Alguna vez has pensado que lo que estas haciendo en realidad no tiene un sentido? ¿Alguna vez han querido realmente mandar todo a la mierda y alejarse? ¿Alguna vez has creido que todo lo que hagas es inutil y no te lleva más que a caminos que en realidad no esperas? ¿Alguna vez han sentido que por más que desan una cosa esto nunca sucederá, sino que al contrario, generará dolor? ¿Alguna vez has pensado que llorar con alegría es contradictorio? ¿Alguna vez has sentido que tus pasos cada vez son más distantes al camino? ¿Alguna vez la fuerza de las cosas que no puedes controlar te ha importado tanto como la fuerza de gravedad? ¿Alguna vez has snetido como tu sombra se despega de ti porque la aburres? ¿Alguna vez han intentado hacer magia y al final darte cuenta que es un truco de espejos? ¿Alguna vez has tirado la toalla antes de que empiece el combate? ¿Alguna vez has lastimado y sido lastimado y sólo quieres caminar? ¿Alguna vez has llorado de impotencia porque no puedes cambiar lo que quieres que sea diferente? ¿Alguna vez has perdido el partido sin tocar el balón? ¿Alguna vez el esfuerzo ha sido completamente inútil o insuficiente? ¿Alguna vez te has preguntado si la verdadera razón de todas estas preguntas está dentro de ti? ¿Alguna vez has bailado con el diablo bajo la pálida luz de la luna? Yo no he podido dejar de preguntarme y lo peor, cada vez vislumbro más preguntas

domingo, 13 de julio de 2008

Tareas escolares

Sacando cosas de casa de mis viejos encontré algunos trabajos que hice en la Universidad, algunos de ellos me parecieron algo interesantes después de leerlos ya con algunos añitos de experiencia, lecturas y críticas.

Este fue realizado en el lejano 1995, para una clase de literatura, me imagino, y era sobre el nuevo periodismo, no puedo recordar de que se trataba, pero me imagino que era generar una crónica contada como un cuento.


Al final pongo el comentario del profe en esa ocasión, sin más ni más, I'll give you:


Amor efímero como la noche


Salir para recrearse, para soñar, para encontrarnos unos con otros en todos los lugares, en todos los rostros, en todas y cada una de las luces amarillas que iluminan de cualquier manera las calles que nos llaman, que nos asfixian y amenazan, llenándonos de miedo, de placer, de ganas de vivir y quizás de morir.

Avanzo entre miles de autos que me rodean, me detienen, me tapan el paso se mantienen anónimos ente ellos, protegiendo, escondiendo, asegurando, bloqueando al individuo que tristemente maneja esos aparatos que nos quitan el valor de humanos, que ya no son tan sólo medios de transporte y que se han convertido en lujos, en verdaderos espejos de nosotros mismos.

- Tenía que lavar el coche – pienso mientras me acerco a Plaza Satélite, que en esta época esta que revienta, - pero con la cruda que tengo, apenas pude “lavarme” a mi… ¡carajo!, no debo tomar tanto y tan corriente.

Los rumbos cambian, la iluminación ha cambiado también. Reforma se extiende ante nosotros sonriendo con esos dientes que encierran un misterio, algo desconocido que es al mismo tiempo, algo muy conocido. Libertad, mujeres, coches, mujeres, “tiras”, alcohol, mujeres, aventura, juventud, desmadre. El abanico que Reforma y zonas aledañas despliega ante nosotros es enorme.

- ¿qué hacemos? – pregunto por mera educación aunque ya conozco la respuesta.
- Vamos primero por unas chelas, después damos unas cuantas vueltas, les hablamos a los demás y nos metemos al antro – contesta un amigo, Luigi, mi copiloto, el hombre al que puedo confiarle mi vida, al que le pido que no tome porque yo pienso ponerme una gran borrachera y él, mentándome la madre, acepta la tortura, pero de todos modos se toma algunos tragos.

- ¿por qué no vamos por las chelas, les hablamos a los demás y pasamos por unas viejas para divertirnos mas… “sanamente”? – tercia mi otro “hermano”, Fer, que se cae de crudo y no deja de fumar. El sarcasmo utilizado para el calificativo es notorio. Todos reímos abiertamente al llegar a una tienda y comprar las tan esperadas cervezas.

- ¿Qué hora es? – pregunta Luigi.

- ¡Ni idea! Como las nueve, creo – contesto

- Nueve y media, tenemos tiempo suficiente – asegura Fer con una sonrisa producto del regreso de las energías para la noche interminable

- Luigi, tú y Fer van por las chelas en lo que le hablo a unas amigas y a todos los demás, ¿vale?

- ok.

Tras la gran respuesta camino al teléfono con una pregunta que no sabré responderme. El contacto de la nicotina con mis neuronas comienza a hacer efecto.

- ¿Y ahora? ¿a quiénes chingados les hablo, que salgan ahorita y no tengan problemas por lo hora de llegada? Me gustaría una mujer lunar, que sepa volar, que sea libre – los nombres y calificativos empiezan a revolotear en mi cabeza, busco en la agenda y marco algunos números.

Concerté la cita para las 10:15 enfrente del Ángel, seis mujeres y otros cuatro amigos.

El tiempo pasa con la lentitud característica del que espera ansiosamente a que suceda algo más.

- ¿dónde están, ¡carajo!?

-Tranquilo Fer, ya no tardan en llegar y creeme, vale la pena esperar – aseguro un poco nervioso.

Mientras tanto, con su tradicional previsión, Luigi y “El Gordo” discuten el lugar para pasar la noche, dejar nuestro dinero y energías. El lugar que nos atrapará con alcohol, música, baile, deseo… el juguetear al amor, sin dejarnos enredar.

- Medusas - asegura “Cachorro” medio recostado en el parabrisas

- Diabla… Rockstock – escucho al fondo de mi cerebro

La lista de lugares es enorme, casi todos se unen a la discusión mientras Fer y yo seguimos viendo la efigie del Ángel como hipnotizados por sus senos imaginados.

- En verdad no sé para que buscan el lugar, cuando ellas lleguen seguro ya traen bien armado su plan – comenta mi amigo en relación a la arrulladora enumeración de lugares.

- Ni madres güey, ¡nos vamos al Bull! aunque no les guste. Total, tenemos ya veinte minutos esperando a las “princesitas” aquí sentados - , sentencia Cachorro muy seguro de si mismo.

Tras ráfagas de aire helado, más nombres de antros, deseos que más bien parecen planes y 15 minutos más, el encuentro en la glorieta de El Ángel es apasionado para algunos mientras otros hacen caras, comentarios y algunas expresiones simples y básicas, tácticas diseñadas con el afán de llamar la atención.

El Bulldog es el lugar en el que terminamos, el rock, alcohol, baile, cigarro… Risas, sudor, perfumes, axilas, bocas, maquillaje, sexos, gel, spray, nos rodea etéreamente. Sabor de lenguas entregadas en largos y rápidos besos, tragos exóticos, cigarros de muy variadas marcas, otras sustancias, el lóbulo de una oreja, dedos de la mano, cuello, gotas de sudor involuntariamente en contacto con la lengua…

- Llévame hasta el cielo – me suplica la mujer lunar de esa noche con una voz que, aún ahora, no puedo diferenciar entre ebriedad y excitación. -¿recuerdas la otra semana?, lástima que hayan llegado mis papás en ese momento. ¡Desde entonces estoy que me muero por hacerlo!

- ¿te late algo menos tradicional y con el sabor de algo prohibido que nos puede llevar al bote? – pregunto aún sabiendo la respuesta. – Conozco al del Valet Parking, ese güey nos puede hacer un paro.

- Mejor pago el hotel y regresamos al rato – me dice la musa de la noche, la de piel blanca y pezones rosas, de labios carnosos...

La luna iluminaba nuestro camino, ella bajaba, yo manejaba y me iba elevando hasta casi no sentir el piso. El alcohol, la compañera y sus besos y caricias… la ciudad testigo mudo y al mismo tiempo inquisidora de nosotros.

Regresamos a casa cuando el sol comenzaba a desmoronar nuestras ficticias alas vampíricas, nocturnas; su último beso terminó por convertirme en sal…

- Luego nos vemos, cuídense – dijo a los que veníamos en el coche. La respuesta era el silencio de todos, menos los ruidos que Cachorro y su nueva pareja seguían haciendo al besarse. – Háblame, ¿si? eres un gran niño y aunque no debo, te quiero – me dijo con esos grandes ojos que volveré a ver en otra noche.

- Sin compromisos, ¿verdad? – pregunte, o mejor dicho, sentencié

- Sin compromisos – aseguró entre la risa y los gritos de su madre llamándola.

**********************************************************************************************

En fin, saqué 9.

Jorge Olvera era el profe y comentó sobre mi trabajo "El tema de la vivencia nocturna es peligroso por haber caido en lo trillado y su tratamiento, por lo mismo, debe cuidarse más. No lo hiciste mal, la crónica se defiende, pero faltó más dinamismo y construir mas definitivamente las escenas y manejar los monólogos internos".

Me gustó, seguiré subiendo cosas que me encuentre.

lunes, 7 de julio de 2008

Top 10 de chicks!

En infinidad de ocasiones he tenido la plática de las mujeres más bellas (las de "not in this world") en el mundo... con eso de que mi memoria es más infiel que el dueño de la misma... hoy decidí postear mi lista... no se, es el primer top 10.

Como siempre, la lista tendrá que ser actualizada, como recientemente sucedió ayer al ver el bodrio divertido de super agente 86, si me reí un cacho... pero lo mejor era el wey ese que estaba como tres filas abajo, se reía con todo el gusto del mundo, todos en el cine comentábamos su risa.

Venga la lista:

Monica Bellucci


Scarlett Johansonn


Anne Hathaway


Liv Tyler (y la caracterización de Elfo es increible)


Megan Foxx


Natalie Portman


Gwyneth Paltrow


Mia Kirshner (recuerdan Exótica de Atom Egoyan)


Daisy Fuentes (si como era antes)


Rose McGowan (sobre todo como Cherry Darling en Planet Terror)


Piper Perabo

viernes, 4 de julio de 2008

......

La mirada constantemente escudriñaba, seguía cada movimiento, desde el más rápido hasta el que imperceptiblemente seguía su camino hacia la derecha, sin dejar de ver el que podía notarse con mucha más claridad.

En algún momento la mirada dejaba de estar sobre la blanca cara que contrastaba con los pequeños detalles oscuros, en ocasiones brillantes, resaltados, luminiscentes, caros, para concentrase en otro lado, para dejar por un momento a la perfecta maquinaria hacer su monótono trabajo, casi en silencio, casi imperceptible pero completamente necesaria.

El miedo se volvía a hacer presente en determinados momentos, había días completos en que la mirada regresaba una y otra y otra y otra vez casi sin descanso, había momentos en que la mirada era demasiado triste, nostálgica. En alguna ocasión la mirada estaba ansiosa, en otra suplicante; alegre y despreocupada o definitivamente triste y desconsolada. Pero era un hecho que la mirada siempre estaría ahí y buscaría regresar acarreando el miedo o la sencilla necesidad de romper el cristal y salir corriendo.

El movimiento seguía continuo y se unía a otro mayor y a otro mayor. A pesar del terror que le proporcionaba saberse a merced de la mirada, no podía detenerse, no podía ser manipulado, ni cambiado. En algún momento pareció que la relación era simbiótica, en otras parasitaria, muchas veces entrópica, pero era una relación disoluble, necesaria y completamente entendible, quizá dependiente, a veces liberadora.

Las manecillas del reloj se aterraban casi hasta la parálisis al pensar que la mirada no las podría buscar más, en alguna ocasión quisieron saltar de su cautiverio para pedirle a la verde mirada que revisara su movimiento y su función, algunas veces sintieron lástima de la mirada enrojecida por un toque de mota (sin duda en otras también trataron de reír eufóricas), en un par de ocasiones el amor que sintieron fue indescriptible... la mirada las eternizaría en el fondo de la retina como un amuleto personal e intransferible.

Pero el miedo nunca dejó de estar ahí, tanto para el movimiento más rápido y continuo del segundero,
hasta para el de la manecilla que marca la hora, la cual se mueve casi imperceptiblemente, sin dejar de aterrorizar al minutero, el miedo de ser observadas en cada acción y cuadrante de la carátula las aterroriza al grado de querer romper el cristal de su cautiverio temporal y temporalizado. Hace poco las oí comentar que todas han pensado en juntar su fuerza (la de contabilizar el tiempo) y hacerlo: destrozar el vidiro y salir corriendo de las carátulas y dejarlas como ojos sin vida, redondas, blancas, eternamente abiertas y sin saber qué es lo que está pasando.

jueves, 3 de julio de 2008

El cine un año y cacho después

Pues si, poco más de un año después de su estreno en estados unidos, llega a nuestro retrasadito país Planet Terror y Dead Proof, ambas películas integrantes de la "función doble" conocida como Grindhouse, diseñada en la mente de Tarantino y Rodríguez como una sola exhibición con trailers ficticios de películas como "Machete" (el único que pasan acá en el cine antes de Planet Terror).

Hay un par de cosas que realmente me parecen patéticas, más allá de atreverse a cortar esta obra intelectual (como en otros muchos países, lo se) y es que al principio se tenga que poner una "advertencia" sobre los efectos, distorsiones, errores, cambios de color y textura que las películas tienen, todo para que no vaya a salir el grito desgarrador de "cacarooooooooo" desde la gargantita bien afinada de cualqueir HdP que no tenga ni la más puñetera idea de lo que esté pasando.

Noticia: Todos esos "errores" son intencionales. No se si en el DVD venga la misma aclaración o den por sentado que los freaks que las compramos sabemos lo que estamos haciendo.

Debo aceptar que me gustó más la estética hypersaturada, los movimientos
y hasta la historia de Planet Terror (igual porque la vi primero), aunque no puedo dejar de maravillarme ante el guión cargado de diálogos enredados, hypersaturados de palabras y sin fondo aparente, que han sido parte de la firma de Tarantino.

Escenas memorables, inducción real de música desgarradora y poco común, personajes que se vuelven intrañables y, sin lugar a dudas, momentos de tensión que sabes que sucederán, pero nunca te puedes imaginar que tan intensos, gore, violentos, irrisorios pueden llegar a ser.


La espera sin duda valió la pena... se notaba que esa peli la veíamos los "Troublemaker Army", cuando el principio de Planet Terror
soltamos carcajada real al ver el logo de la productora de Robert Rodríguez, y digánme si no!!!


miércoles, 2 de julio de 2008

El Violín en silencio o "No capitán, se acabó la música"

A pesar de la enorme ignorancia que tengo sobre la vida de Ángel Tavira, la noticia de su muerte el lunes pasado fue algo impactante para mi... Trás el lanzamiento internacional como el viejito manco que interpretaba música de violín para unos soldados en la guerra sucia mexicana fue sublime. El Violín (de Francisco Vargas, México, 2005) ganó reconocimiento y dio una visión estéticamente perfecta de un México que pocos quieren seguir reconociendo.

Descanse en paz y que ahora recupere la música de su comunidad guerrerense para el deleite de todos los que no lo conocíamos y sólo pudimos conocerlo por un par de sus actuaciones o actividades artísticas.

Cuente el chisme